Hoy millones de chinos de todo el mundo dan la bienvenida a un nuevo año, que es el del conejo. Atrás queda el año del tigre, un animal mucho más fuerte y poderoso que el conejo pero, que no fue precisamente un año bueno, todo lo contrario. Dicen que el año del conejo será el que marque el fin de la crisis, por lo menos es lo que dicen los augures chinos y eso es lo que todos esperamos.

Por mucho que he intentado practicar la bilocación sin éxito alguno, este año, para disgusto mío, no podré participar en los festejos que la comunidad china de Madrid ha organizado, así que os dejo un vídeo con fotos de la celebración del año pasado, a modo de felicitación.



¡Feliz año nuevo!