Una vez más el Museo de Cera de Madrid no nos ha defraudado, llenándonos de orgullo y satisfacción con la presentación de su nuevo fichaje, la Princesa de Asturias, Leonor de Borbón.


Como se puede apreciar en la foto, la figura se da un aire a la principesca niña, aunque su apariencia infantil no sea excusa para que su mera contemplación produzca un escalofrío que te recorre el cuerpo de la cabeza a los pies. Terrorífica, es la palabra que se me ocurre para calificar esta nueva pieza del museo que estoy seguro que hará las delicias de los visitantes, sobre todo en Halloween.

La postura de la niña, su mirada y la siniestra mueca o rictus que parece insinuar una sonrisa diabólica, contrasta con las otras dos figuras que le acompañan, un astringido Felipe VI y una extraña y tiesa figura que dice representar a Letizia.


Con esta nueva incorporación el Museo de Cera de Madrid ha logrado una vez más sorprender a los madrileños y seguramente al mundo entero, demostrando ser fieles a sus principios, a los que han hecho de este museo un lugar especial al que muchos amamos e idolatramos, pese a que rara sea la figura que se parece al personaje que pretende representar... ¡ese es el secreto!


Fotos: Museo de Cera y Libertad Digital